domingo, 6 de junio de 2010

Fernando Pessoa / Los oscuros


Los oscuros
Pertenezco, sin embargo, a esa especie de hombres que están siempre al margen de aquello a lo que pertenecen, no ven sólo la multitud de la que son, sino también los grandes espacios que hay al lado.


Fernando Pessoa, Libro del desasosiego

6 comentarios:

  1. Por similitud o cierto antagonismo. Casualidad que al ordenar papeles me encontrase con un deber pendiente: el buscar el experimento del Doctor Ox que mencionaba el cuento de Cortazar; y casualidad leer el mismo día esta entrada del blog. "Me dolía un poco no estar del todo en el juego....he llegado a aprovechar esta aptitud para no comprometerme en nada". El ciego, de anteojos inútiles que se negaba a aplaudir y que por ello despierta el interés del narrador. "Porque aquella multitud de la que yo formaba parte inexcusablemente me daba entre lástima y asco".
    ¿No tiene sentido el comentario?. Bueno, para mi si lo tiene, y como el comentario es mio.....

    ResponderEliminar
  2. ¡!= Signos de admiración o asombro.
    Sinónimos de Asombro: Pasmo, sorpresa, admiración, maravilla, fascinación, embebecimiento, deslumbramiento, desconcierto, estupefacción, estupor, extrañeza, conmoción, confusión, embarazo, turbación, aturdimiento, embobamiento, entontecimiento, alelamiento, sobrecogimiento, espanto, susto......
    ¿qué es "¡!"?. En cualquier caso creo que no he tenido una buena idea al hacer el comentario. Creía que el cuento citado podía ser un complemento, pero ya lo decían en mi cole "el creí que y el pense que son hermanos de don tonteque"

    ResponderEliminar
  3. Perdona la pedantería. He leído no se dónde, que la comunicación epistolar más breve de la historia (creo recordar) fue entre Víctor Hugo y su editor. Había sido presentado su libro y Víctor, que no asistió, quiso saber de su acogida y escribió: (¿) su editor entusiasmado por el éxito contestó: (¡!).

    Dicho esto y después de constatar que también posees el diccionario de sinónimos (¿A dónde vamos a llegar?), me permito agradecerte tus atinados y pedagógicos comentarios (no conocía, para que tu veas, el cuento de Cortázar) y agradezco el tono reivindicativo, ya que como tu sabes a veces me puede el lado oscuro-camorrista. Estoy estos días leyendo "Dublinesca" de Vila-Matas y paso menos tiempo en la red, me he contagiado a la inversa del fenómeno "hikikomori", de ahí la afonía en los comentarios. Espero que realices los comentarios que te apetezca cuando te apetezca; yo y la media docena de improbables lectores de este blog seguro que te lo agradeceremos.
    Un beso

    ResponderEliminar