lunes, 19 de julio de 2010

William Turner / Cuaderno de notas


(Fragmentos de su Cuaderno)

* Venecia es una ciudad amenazada por el sortilegio de las aguas; quizás algún día se la trague el mar como a una piedra y todos nosotros (los que verdaderamente la hemos comprendido) bajemos a recorrerla conteniendo el aire en los pulmones.

* La luna no me pertenece, tenemos un contrato. Cada cual se retira si no hay nada.

* Detrás de las grises nubes veo fuego. Por la noche el fuego llegará a la triste ciudad y su agua no podrá con él. El cielo depositará antorchas sobre los canales y explotará la furia.

* He navegado con la triste góndola por la tarde. El silencio de los canales anunciaba algo feroz.


* La marcha de mi barca cedía su paso al crepúsculo. El gondolero no bajaba la vista y apenas movía su cabeza para saludar. El remo golpeaba el agua espesa. Un furioso relámpago cayó tras la cúpula de Santa María de la Salud. Sentí que algo terrible ocurriría. En mi alma ya se había desatado la tormenta que más tarde azotaría a la Serenissima.

* Sólo lo que vemos anuncia el esplendor. La luz es más poderosa que la fatiga y el terror. Esperad con júbilo la ráfaga y el destello del cielo. Son ellos el pulso que animará vuestra alma. ¡Confiad en el relámpago!


Willian Turner

No hay comentarios:

Publicar un comentario