domingo, 16 de enero de 2011

Otrerías


Que eso lastima lo aprendes justamente después; qué lástima que siempre tenga que haber un después con pupita.


ELOTRO

No hay comentarios:

Publicar un comentario