sábado, 12 de noviembre de 2011

Tras el debate del siglo: ¡Amos, anda! Con mi voto, no.











No votaré mientras esté vigente una “ley electoral” amañada para implantar un bipartidismo que solo admite la variación del color de la misma mierda. Y si ni tan siquiera se puede elegir entre distintas calidades de mierdas, tú me dirás, entonces resulta que incluso desde un punto de vista escatológico son un fraude.

No votaré porque no quiero apuntalar un “sistema” que hace negocio con “tó”: con la sanidad, con la educación, con las guerras, con la religión, con la ayuda humanitaria…y luego los muy cabrones no reparten ni pizca de  beneficio con quien les vota…

No votaré porque no acepto un sistema que solo me pide un cheque en blanco, sin ni siquiera adjuntar la tramposa letra pequeña, cada cuatro años incluyendo los bisiestos.

No votaré porque gane quien gane manda Botín. Y da la puta casualidad que los intereses de los poderosos son antagónicos con los míos y no precisamente por mi voluntad, que conste.

No votaré porque el sistema solo permite “la existencia” de partidos que gastan diez veces más de lo que ingresan, cayendo de este modo en manos de prestamistas usureros, y por lo tanto cuando ocupan el poder lo hacen, probablemente contra su voluntad,  en beneficio del “amo” que les financia. Los favores de treinta millones de euros, para los partidos y sindicatos,  se pagan, una vez en la poltrona, con favores de tres mil millones de los contribuyentes. (Conozco ejemplos “a porrón” pero no tengo pruebas y por eso no les puedo chantajear y coger cacho, que si no…)

No votaré porque no quiero que mi voto sirva para que la OTAN siga asesinando civiles “malos” por motivos humanitarios, como si los civiles “buenos” no se merecieran también un buen bombardeo preventivo.





No votaré porque me da vergüenza que mi país fabrique y venda armas que matan o mutilan a niños y niñas de los países pobres y nunca a banqueros ni a ricos ni a famosos de esos que son ricos por, entre otros “bisnes”, la venta de armas para matar a niños y niñas de los países pobres. Claro que dentro de poco como todo se fabricará en China la cosa será más honesta ya que les podremos echar la culpa a los comunistas-capitalistas-amarillos.

No votaré porque la igualdad de la mujer no tiene nada que ver con que un tío como Angela Merkel o Rosa Díez llegue “al poder” para ejercerlo al dictado del poder financiero machista. Imelda Marcos, Golda Meir, Condoleezza Rice, Margaret Thatcher, Hillary Clinton…¡Rediós con el sexo débil!

No votaré porque esta gente y su insaciable egoísmo  están cargándose la “vida” en el planeta solo por mantener su puto negocio de beneficio inmediato. Yo creo que la “crema innata” de los emprendedores debería empezar  “ya” a parcelar Marte, para el miércoles es tarde.





No votaré porque eso consolida un sistema donde las leyes y la administración de justicia están al servicio exclusivo del poder económico. Y cuando llegan los desahucios nos damos cuenta que la “lentitud” no siempre es beneficiosa para la sufrida “propiedad privada”.

No votaré porque se supone que este es un Estado Laico y sin embargo la Iglesia católica tiene más privilegios y “mejor trato fiscal” que en el mismísimo Vaticano. Y eso puede complicar la entrada en el cielo de sus Eminencias…acordaros del “cristo” que montó el del látigo con los mercaderes.





No votaré porque el sistema democrático está tan prostituido que han conseguido que una ínfima minoría, a través de sus reglas y leyes,  controle y someta a una inmensa mayoría solo porque todo tiene que girar, “por cojones”, alrededor del “dinero”, que, claro, solo ellos poseen. Y no solo los cojones son importantes, qué hostias, una buena “tranca” también se agradece.

No votaré a quienes me roban con impuestos mientras ellos se llevan el “botín” a sus paraísos fiscales. Y no me estoy refiriendo a gente como Ruiz Mateos, creador, acreditadísimo, de puestos de trabajo pero sin suerte, por segunda vez, el hombre. Y de Urdangarin, el señor duque consorte, no digamos…pero este mocetón del norte va a acabar haciendo bueno a Marichalar, y si no al tiempo.




No votaré a quienes permiten que los laboratorios farmacéuticos roben miles de millones de euros solo por poner, es solo un ejemplo,  en la caja del paracetamol: “Gelocatil” o… y luego cierran quirófanos porque hay que ahorrar…lo que tienen que cerrar, exijo yo, son los ambulatorios que solo sirven para que los viejos y viejas hagan sus tertulias calentitos en invierno y fresquitos en verano. Además caerían como moscas y nos ahorraríamos un güevo en pensiones.

No votaré a quien me roba, me prohíbe, me amenaza, me chantajea, me humilla, me excluye, me intoxica, me engaña, me golpea y me da por culo sin vaselina…y que además lo hacen con los resortes del poder que los votantes ponen en sus manos, que no en sus braguetas, para que administren el llamado bien común.




No votaré porque mis ex camaradas y mis ex amigos “instalados”, dirán una vez más de forma vergonzante que votarán a IU y acabarán votando al PSOE porque: es de mal nacidos no ser agradecidos con los mal nacidos… y porque en las asambleas de el hospicio estamos revisando el concepto “mal nacido” a la luz de esos “especímenes” de gentes aviesas y maleantes que nos han mangoneado de forma tan desconsiderada en el así llamado período democrático.

No votaré…pero no me voy a quedar quieto, quiero decir  sin estorbar, porque la verdad sea dicha, a mí estorbar siempre “me se ha dado de puta madre”. Porque la quietud sería, “objetivamente calculando”, lo mismo que votarles. Y yo creo que algunos vamos arrastrando una edad, una incontinencia y una impotencia y, por tanto, ya va siendo hora de que hagamos algo insensato, sí, pero a sabiendas.




No votaré porque procuro no hacer nada que sostenga o consolide este criminal sistema, lo que yo deseo es dinamitarlo, al sistema, digo. Esto, siguiendo en la línea de lo anterior, es broma.
Pues eso, a la faena: de cada uno según su capacidad… por un lado, y a quien el poder se la de, que… por todos los demás.

(Comunicado de la Asamblea de la Fracción bolchevique del Comité Central del Partido Escomberoides acampado en Moratalaz sin permiso de la Junta Electoral, de ellos.)



***







***

Opiniones desde dentro de la "Bestia"....

No hay comentarios:

Publicar un comentario