miércoles, 16 de mayo de 2012

Párrafos de… El Diablo Cojuelo (2) (Luis Vélez de Guevara)






Allí doña Tomasa, tu dama, en enaguas, está abriendo la puerta a otro; que a estas horas le oye amor.
Déjame –dijo don Cleofás-: bajaré sobre ella a matarla a coces.
-Para estas ocasiones se hizo el tate, tate –dijo el Cojuelo-; que no es salto para de burlas. Y te espantas de pocas cosas: que sin este enamorado murciélago, hay otros ochenta, para quien tiene repartidas las horas del día y de la noche.
-¡Por vida del mundo –dijo don Cleofás- que la tenía por una santa!
-Nunca te creas de ligero –le replicó el Diablillo-.






Lucifer, tiene muermo,
Satanás, sarna,
y el Diablo Cojuelo
tiene almorranas.
Almorranas y muermo,
sarna y ladillas,
su mujer se las quita
con tenacillas.






…el río de Manzanares, que se llama río porque se ríe de los que van a bañarse en él, no teniendo agua; que solamente tiene regada la arena, y pasa el verano de noche, como río navarrisco, siendo el más merendado y cenado de cuantos ríos hay en el mundo.






…a todos los poetas heroicos, épicos, trágicos, cómicos, ditirámbicos, dramáticos, autistas, entremeteros, bailinistas y villancieres, y los demás de nuestro dominio, ansí seglares como eclesiásticos, salud y consonantes.
(…)
…porque a nuestra noticia ha venido que hay un linaje de poetas y poetisas hacia palaciegos, que hacen más estrecha vida que los monjes del Paular, porque con ocho o diez vocablos solamente, que son crédito, descrédito, recato, desperdicio, ferrión, desmán, atento, valido, desvalido, baja fortuna, estar falso, explayarse, quieren expresar todos sus conceptos y dejar a Dios solamente que los entienda, mandamos que les den otros cincuenta vocablos más de ayuda de costa, del tesoro de la Academis, para valerse dellos, con tal que, si no lo hicieren, caigan pena de menguados y de no ser entendidos, como si hablaran en vascuence.

Luis Vélez de Guevara

***

No hay comentarios:

Publicar un comentario