lunes, 4 de junio de 2012

foto/texto


1 comentario:

  1. Prejuicios a parte, en general el alemán es de difícil amistad. Luego, ganada la confianza, te pedirán que colabores con ellos a la invasión. Pura lujuria tudesca.
    Salud
    Francesc Cornadó Estradé

    ResponderEliminar