sábado, 21 de noviembre de 2015

Hablando sobre Siria, el Estado Islámico y la denominada "Primavera Árabe" / Mikel Itulain




Hablando sobre Siria, el Estado Islámico y la denominada "Primavera Árabe" 

Ya saben que yo no pierdo mucho tiempo con los charlatanes pagados para hacerse pasar por periodistas o por "expertos" en esto o aquello. Comprendo que su misión es tan vil y tan baja, que encargarse de ellos solo debería corresponder en una sociedad normal a la justicia; aunque como no estamos en una sociedad así, tenemos que dedicar un tiempo inmerecido a tales pagados de la pluma o del discurso falso, porque ese es realmente  su cometido y oficio. En este artículo, como decía, no voy a perder ese precioso tiempo con ellos, lo voy a dedicar, por el contrario, a hablar sobre lo que aparece publicado hoy 21 de noviembre en www.mallorcadiario.com por parte de un experto real preocupado en verdad por el bienestar, la paz, la justicia y el respeto de sus semejantes, les hablo de Joan Carrero. Titula su escrito, con razón y fundamento, como "Siria, el Estado Islámico y Ucrania". 1 Muy acertado, ya que los tres temas son de gran actualidad, incluida Ucrania, que aunque ahora es silenciada en gran medida en los medios, sigue siendo un lugar clave donde se dirime el futuro de la humanidad, y especialmente  el de Europa, entre paz y progreso o barbarie. Barbarie generada por los dirigentes políticos y económicos occidentales a través de los neonazis ucranianos, con los que ya tenían un largo historial  de complicidad criminal.

El artículo de Joan Carrero, como otros publicados por él, merece ser leído con atención, aprenderán con su buen sentido, su sólida experiencia y su gran humanidad, algo que les va a ser difícil encontrar en cualquier otro articulista. Sin embargo, y dicho esto, como el fin del trabajo de este autor que les escribe es reflejar lo que en el mundo acontece y dar motivo a una reflexión serena y consciente sobre esas realidades, quiero hacer unas puntualizaciones a lo que se ahí se dice. Así, hace referencia a las declaraciones vertidas por el coronel Pedro Baños,2  jefe de Contrainteligencia y Seguridad del Cuerpo del Ejército Europeo, que indicaba:

"En mi opinión, lo que ocurrió en Túnez en el año 2011 no tenía detrás motivaciones ideológicas o políticas, sino solamente unas reivindicaciones sociales y económicas. Por el contrario, lo que comenzara a suceder en Siria apenas unos meses después de las primeras revueltas en Túnez, de ninguna manera es algo espontáneo: se trata de un proceso absolutamente dirigido, manipulado e instrumentalizado desde el exterior."

Cabe aquí recordar, como ya hiciera en este artículo: El origen de la Primavera Árabe, que este movimiento que se dio por el norte de África y en Oriente Medio tuvo poco o nada de espontáneo o local y sí, realmente, de movimiento dirigido desde los centros de poder estadounidenses, mediante la formación y financiación de organizaciones "no gubernamentales", como la Alianza para los Movimientos de la Juventud o Movements.org, reconocido todo ello, ya entonces, por los propios medios corporativos 3




Sobre Túnez ya exponía lo siguiente, poniendo en evidencia  las vacías y muchas veces interesadas visiones de imaginarias revoluciones:

Un informe de la Agence France-Press de abril 2011 indicaba que Michael Posner (del Departamento de Estado de Estados Unidos) afirmó que "el gobierno de Estados Unidos ha presupuestado $ 50 millones en los últimos dos años para desarrollar nuevas tecnologías para ayudar a los activistas a protegerse de la detención y el enjuiciamiento de los gobiernos autoritarios." El informe  explicaba que los EE.UU. "organizaron sesiones de formación para 5.000 activistas en diferentes partes del mundo. Una sesión que tuvo lugar en el Medio Oriente hace unas seis semanas reunió a activistas de Túnez, Egipto, Siria y Líbano que regresaron a sus países con el objetivo de la formación de sus colegas allí ". Posner añadiría, "Volvieron y hay un efecto dominó". Ese efecto dominó, por supuesto, es la "primavera árabe". 
 El 16 de enero de 2011 Al Arabiya News, en manos de la dictadura de Arabia Saudí, decía que el reformista Marzouki volvía a Túnez en medio del caos de su gobierno. Caos creado por Estados Unidos con la gente controlada por ellos y enardecida por los cables liberados de Wikileaks a propósito sobre el presidente para crear malestar social. 
Moncef Marzouki fue fundador y director de la Comisión Árabe para los Derechos Humanos, una institución colaboradora con el Movimiento Mundial por la Democracia de la NED, participando en la tercera asamblea de ese Movimiento de la NED junto a la Liga tunecina de Marzouki por los Derechos Humanos, y patrocinado por la NED, la Open Society de G. Soros y la USAID.  4

Apuntadas estas creo oportunas observaciones, en las que se muestra también  el papel  de Wikileaks como medio de desinformación y de propaganda, aparte de aportar  información  válida, es digno de mencionar el valor y rigor de este coronel al hablar de lo sucedido en Siria como algo en absoluto espontáneo y sí claramente dirigido desde el exterior. Los hechos son evidentes y aquí pueden verse: Las revueltas en Siria no son ni fueron una rebelión popular ni pacífica. No obstante, la imagen que crea el coronel Baños sobre la aparición y desarrollo del ISIS o Estado Islámico en Irak, no refleja la realidad sobre este hecho. Si bien reconoce a la invasión de EE.UU. como el desencadenante de tal acontecimiento, sigue después con el fácil y manido discurso de los enfrentamientos internos, étnicos y religiosos. Discurso recurrente aunque nada real, pero que siempre se ha utilizado en todo tipo de conflictos, desde el apartheid sudafricano a la guerra de Guatemala o la de Ucrania. Es la excusa del enfrentamiento interno para ocultar las causas verdaderas del conflicto de la que les hablaba en este artículo.

Debemos recordar lo ocurrido en Irak para entender la aparición de Al Qaeda o de un derivado de ella, como el  ISIS o Estado Islámico, en un país donde no tenía presencia y donde nunca la hubiera tenido si no es por el apoyo directo y a propósito  de la Administración norteamericana. Muestro tales acontecimientos en el siguiente informe que transcribo aquí  parcialmente: ¿Cómo se originó, cómo se mantiene y para qué se mantiene el ISIS?





La invasión del Ejército de los Estados Unidos sobre Irak, ya en su segunda fase, en 2003, tuvo unos efectos devastadores para que grupos fundamentalistas y la propia Al Qaeda pudiesen aparecer y ganar fuerza en un lugar donde antes no tenían ninguna posibilidad.

Pero esta presencia no fue una consecuencia indirecta de la invasión, sino que los propios servicios de inteligencia estadounidenses, con su embajada  a la cabeza, John Negroponte y su segundo Robert S. Ford, promovieron la creación de escuadrones de la muerte en Irak, con el fin de hundir al país en el caos y de eliminar a la verdadera resistencia a la  ocupación. Negroponte tenía ya un siniestro historial creando escuadrones de la muerte en América Central en los años 80 del siglo XX. 5 Robert S. Ford se convertiría en embajador estadounidense en Siria en enero de 2011 y enseguida empezaron a actuar estos escuadrones de la muerte también en Siria.

El mandato de Negroponte como embajador de EE.UU. en Irak (junto con Robert S. Ford) fue coordinar la embajada de Estados Unidos, dar apoyo oculto a los escuadrones de la muerte y a grupos paramilitares en Irak con vista a fomentar la violencia sectaria y debilitar el movimiento de resistencia. Robert S. Ford como número dos (Ministro Consejero para Asuntos Políticos) jugó un papel central en la embajada estadounidense en este menester. .6


Cabe recordar que no fue John Negroponte quien creó estos escuadrones de la muerte en Irak, pues el fue en abril de 2004 como embajador, sino que esta labor ya había sido iniciada desde el comienzo, en un plan bien preparado, por la Administración estadounidense.

Pero la pieza más importante del rompecabezas iraquí es el apoyo encubierto de Washington a los terroristas. Para entender mejor la violencia sectaria que asola el país actualmente, tenemos que entender lo que Estados Unidos estuvo haciendo durante la ocupación. Paul Bremer, autor de My year in Iraq, the Struggle to Build a Future of Hope ["Mi año en Irak, la lucha para construir un futuro de esperanza", un título falso donde los haya], desempeñó un papel fundamental cuando fue Gobernador Civil de Irak en 2003 y 2004. Cuando se ve lo que hizo durante aquel año habría que preguntarse para quién era un futuro lleno de esperanza. Sin lugar a dudas, no para los y las iraquíes:

“Cuando Paul Bremer disolvió la seguridad nacional y las fuerzas de policía iraquíes, formó otras con mercenarios y milicias sectarias que apoyaban la ocupación. En realidad, el motivo principal de las muertes de la violencia sectaria los años 2006 y 2007 fueron los espantosos crímenes cometidos por estas fuerzas.Según los Protocolos de la Convención de Ginebra, la ocupación representada por Bremer no solo no cumplió con su deber de proteger a la población del país ocupado, sino que oficialmente formó milicias y bandas armadas para ayudarle a controlar el país. Paul Bremer cometió crímenes contra la humanidad y un acto de limpieza [étnica] y de genocidio en Irak al atacar a miles de civiles inocentes por medio del ministerio del Interior y los comandos de fuerzas especiales.” (Prof. Souad N. Al-Azzawi, US Sponsored Commandos Responsible for Abducting, Torturing and Killing Iraqis. The Role of Paul Bremer, 4 de enero de 2014) 

En 2004-2005, el embajador estadounidense John Negroponte continuó el trabajo de Bremer. Con su experiencia en aplastar a la disidencia en América [Central] con la ayuda de los sangrientos escuadrones de la muerte en la década de 1980, Negroponte era “el hombre indicado para la tarea” en Irak 7

Visto esto creo que ya podemos entender lo que ha sucedido después. Entre otras cosas porque no es la primera vez que esto ocurre, ya vimos crear a Al Qaeda en Afganistán y la vimos utilizarla posteriormente, como ocurrió en la guerra contra Yugoslavia. Y de este modo no nos dejemos engañar por esa insistente propaganda de los medios de comunicación, con esos nombres también engañosos que ocultan la naturaleza real de lo que hay tras ellos. El denominado "Estado Islámico" ni es realmente islámico ni por supuesto es ningún estado, es, como hemos expuesto, una nueva denominación de Al Qaeda. Esa organización de terroristas creada por los servicios de inteligencia de Estados Unidos, Gran Bretaña, Arabia Saudí y Pakistán con el fin de atacar a la Unión Soviética en Afganistán.

En lo que expresa el coronel Baños sobre el motivo de la formación de los mercenarios islamistas en Afganistán, hay que hacer una notoria aclaración, él dice: 

"En los primeros años ochenta del pasado siglo XX, la CIA norteamericana, el MI6 del Reino Unido, el ISI -el más grande de los tres servicios secretos paquistaníes-, y el Mukhabarat saudí crearon, con el objetivo de expulsar a los soviéticos de este país, un grupo de extremistas y de fundamentalistas islámicos que llegó a conseguir  reunir a 50.000 combatientes –muyahidines- de más de medio centenar de países."


No fue de este modo, los batallones de mercenarios fueron creados con el propósito de atacar y desestabilizar a la URSS y aliados, como era Afganistán y ahora lo es Siria. La creación de estos soldados del terror fue previa a la provocada entrada de la Unión Soviética en este país a requerimiento de su gobierno.
Ya el 3 de julio de 1979 el presidente Jimmy Carter  firmaba una directiva para que llegase ayuda secreta  para formar una guerrilla de extremistas islámicos, bastante antes de la entrada del país soviético, que fue el 28 de diciembre. 8 El Consejero de seguridad nacional de Carter, Zbigniew Brzezinski, era muy claro con los motivos de la ayuda:

Y ese mismo día escribí una nota al presidente en la cual le explicaba que en mi opinión esa ayuda iba a inducir a la intervención militar soviética…
¿Arrepentido?, ¿de qué? Esa operación secreta fue una excelente idea. Tuvo el efecto de meter a los rusos en la trampa afgana… El día que los soviéticos oficialmente cruzaron la frontera, yo escribí al presidente Carter: Tenemos ahora la oportunidad de darles a los rusos su Guerra del Vietnam. 9





Las cantidades de dinero y de armamento que se enviaban a estos mujahideen o "guerreros santos", como eran eufemísticamente apodados, fueron enormes.
Estimaciones  de cuanto dinero canalizó el Gobierno de EE.UU. a los rebeldes afganos en la década siguiente varían, pero la mayoría de las fuentes indican la cifra entre tres y seis mil millones de dólares, o más. Cualquiera que sea la cifra exacta, esta fue “el mayor programa de acción encubierto desde la Segunda Guerra Mundial”. 10

Volviendo a Oriente Medio, que John Negroponte fuese enviado a Irak a desarrollar estos escuadrones de la muerte no obedece a ninguna casualidad, sino a aportar su sólida y valiosa experiencia en este tipo de tareas; como ya hiciera en América Central en los años 70 y 80 del pasado siglo. El método seguido en la desestabilización de países como Siria, utilizando estos batallones de mercenarios, no es tan diferente a lo que se hizo en Guatemala, Nicaragua o especialmente en El Salvador de la mano, entre otros, de John Negroponte; de ahí su contratación para repetir tal labor. Pueden ver los métodos allí empleados y lo no mucho que difieren de los empleados ahora en este otro artículo que escribí por este motivo: Lo que ocurre en Siria o lo que sucedió y sucede en Libia lo vimos ya en América Central.

Bien, estas eran las observaciones  que quería hacer a este artículo de Joan Carrero, artículo que recomiendo leer con completa atención, porque de él mucho podrán aprender y su tiempo habrá sido bien invertido.


Notas:
1. Joan Carrero. Siria, el Estado  Islámico y Ucrania. www.mallorcadiario.com. 21.11.2015.
2. Raúl González Zorrilla. Reflexiones sobre el Estado Islámico con el Coronel Pedro Baños Bajo. La Tribuna del País Vasco. 3.08.2015.
3. Ron Nixon. U.S. groups helped nurture arab uprisings.  The New York Times. 14.04.2011.
4.  Tony Cartalucci. 2011- Year of the dupe. Land Destroyer. December 2011
5. Al-Qa´ida´s foreign fighters in Iraq. Combating Terrorism Center, West Point, New York. Enlace 
6. Michel Chossudovsky. The Pentagon´s "Salvador Option". Part II. Global Research.  16.8.2011.
7. Tony Cartalucci. Logistics 101: Where does ISIS get its guns? Land Destroyer. 10.06.2015.
8. Mikel Itulain. Estados Unidos y el respeto a otras culturas y países. Libertarias. 2012.
9. Zbigniew Brzezinski, The CIA´s intervention in Afghanistan. Le Nouvel Observateur, Paris, 15-21 January 1998. Posted at Globalresearch.ca, 15 October 2001.
10. Phil Gasper. Afghanistan, the CIA, Bin Laden, and the Taliban. International Socialist Review, November-December 2001.



***